Noticias

Starlinger muestra en el stand ferial de la feria K la fabricación de sacos de válvula de fondo cuadrado AD*STAR® con una fracción de material reciclado del 22 % en la nueva planta de confección de sacos ad*starKON SXneo. Los sacos AD*STAR® se emplean en todo el mundo para el envasado de mercancías secas a granel, especialmente de cemento. © Starlinger

K 2022: Starlinger presenta el saco de cemento del futuroLos sacos de válvula de fondo cuadrado de tejido plástico no solo son un envase resistente a la rotura y a la humedad para mercancías secas a granel, sino que también constituyen una alternativa

Los sacos de válvula de fondo cuadrado de tejido plástico no solo son un envase resistente a la rotura y a la humedad para mercancías secas a granel, sino que también constituyen una alternativa de embalaje siempre más sostenible en este campo.

"Queremos impulsar aún más la creciente atención prestada a la sostenibilidad en el sector industrial con nuestra tecnología de producción de envases y ofrecer a los fabricantes de envases soluciones innovadoras y viables", afirma Hermann Adrigan, Director de ventas de Starlinger. "Este año, en el stand ferial de Starlinger, produciremos con nuestra nueva planta de confección de sacos ad*starKON SXneo sacos de válvula de fondo cuadrado de nuestra marca AD*STAR* con una proporción de material reciclado del 22 %. De este modo queremos mostrar que también es posible utilizar material reciclado para confeccionar tejido de cintas de plástico, el cual pasa por un complejo proceso de fabricación, sin tener que aceptar ninguna merma de calidad. Los clientes de Starlinger incluso producen envases altamente resistentes como big-bags elaborados con polipropileno reciclado en nuestras plantas."

La nueva tecnología patentada gripTEC de Starlinger - que también podrá verse en el stand ferial - permite incrementar adicionalmente el coeficiente de rozamiento en la superficie del saco, de forma que los sacos apilados no resbalen tan fácilmente unos sobre otros. De este modo se reduce el peligro de daños a las personas por resbalones con sacos, ahorrándose además toneladas de mercancías a granel y de material de envasado. Asimismo, se evita el CO2 que se libera durante la producción de reemplazo, otra contribución a la sostenibilidad.

Cierre de los circuitos de envasado

En las plantas Starlinger no solo se puede producir y postprocesar tejido de cintas con polipropileno reciclado (rPP), sino también con PET reciclado. "Como miembro de la plataforma austriaca "Verpackung mit Zukunft" ("Envases con futuro"), nos importa mucho la creación de ciclos cerrados para los envases de plástico", añade Adrigan. "Mediante nuestro concepto de producción circular de envases, ofrecemos la posibilidad de alcanzar un circuito cerrado de producción de envases en el ámbito industrial. Los envases industriales, tales como los big-bags de tejido de polipropileno, están provistos de un pasaporte de materiales que permite rastrear todo el ciclo de vida útil, desde la producción y el uso hasta el retorno y el reciclaje. De este modo se pueden volver a producir big-bags nuevos a partir de big-bags usados sin pérdidas de calidad, mediante un circuito de envases cerrado." Los big-bags fabricados por clientes de Starlinger con una fracción de rPP se exponen en el stand ferial de Starlinger. También la plataforma "Verpackung mit Zukunft" tiene representación en Starlinger y se informa a los interesados sobre el tema de la economía circular.

Sacos tejidos y big-bags de PET: perfectamente reciclables

Precisamente elaborados para el reciclaje son los envases de material único de PET: durante el proceso de reciclaje se puede preparar este material de forma que exhiba las propiedades de las materias primas vírgenes - incluyendo la aptitud de uso alimentario - y que se pueda reciclar repetidamente. Mediante la tecnología para la fabricación de tejido de cintas de PET y rPET, Starlinger ha aprovechado esta gran ventaja para envases de material tejido, siendo el único proveedor que oferta este procedimiento. El tejido de cintas de PET es de alta resistencia, apto para uso alimentario, tiene una resistencia a la fluencia excepcional y se puede fabricar a base de un 100 % de material reciclado. Como en el caso del reciclaje "de botella a botella", esta tecnología permite un reciclaje "de saco a saco", alcanzando un circuito cerrado de producción de envases. Ello supone una reducción no solo de los requerimientos de materia prima, sino también de las emisiones de CO2 y del consumo de energía. Tanto el tejido de cintas de PET como de rPET se ha empleado con éxito para la fabricación de big-bags. Gracias a su excelente estabilidad de forma, los big-bags de PET son perfectamente aptos para un almacenamiento a largo plazo de mercancías a granel, constituyendo una alternativa económica a los recipientes octogonales (octabins) y cilíndricos de cartón. Dada su condición de solución de material único, estos envases son fácilmente reciclables tras su uso, pudiendo reprocesarse varias veces.

Visite Starlinger en la K 2022: Pabellón 16, stand B47-2

 

*AD*STAR® es una marca registrada. Los sacos AD*STAR® se fabrican exclusivamente en plantas de Starlinger.

 

Descargue comunicado de prensa como archivo PDF